Otros Voces La Hora Violeta Los “otros Nobel” reconocen el trabajo de cuatro mujeres

Los “otros Nobel” reconocen el trabajo de cuatro mujeres

Escrito por Isabel Menéndez 30 Octubre 2008
( 8 Votos )
Imprimir
Los “otros Nobel” reconocen el trabajo de cuatro mujeres 4.6 out of 5 based on 8 votes.
Cuatro activistas de los derechos humanos han sido reconocidas este año con los premios Right Livelihood Award (premios al Correcto Modo de Vida) considerados la antesala de los premios Nobel de la Paz.
Los Right Livelihood Award (RLA), una iniciativa de Jakob von Uexkull (escritor y ex eurodiputado sueco-alemán), financiados violeta.jpgpor instituciones privadas, existen desde 1980. Reconocen el trabajo de personas comprometidas con la paz, los derechos humanos, la solución de conflictos, la protección del medio ambiente o la utilización sostenible de los recursos. Además, estos premios también se interesan por la globalización, la educación y la infancia, las tecnologías alternativas, la agricultura o los nuevos modelos económicos.
Este año, cuatro mujeres han sido elegidas por los RLA, como reconocimiento a sus labores humanitarias. La primera de ellas, galardonada junto a su marido, es la india Krishnammal Jagannathan, premiada por su puesta en práctica del modelo de desarrollo humano y justicia social de Gandhi. La segunda, Monika Hauser, es una ginecóloga alemana que trabaja con víctimas de violencia sexual en las guerras. Junto a ellas, Asha Hagi, activista somalí contra la violencia y la pobreza; y Amy Goodman, una periodista independiente que da voz a las personas excluidas.
El matrimonio Jagannathan fundó en la India la organización LAFTI (Tierra para la libertad de los campesinos) a favor de la justicia social. Desde hace cincuenta años, se dedican a impulsar industrias locales mientras se oponen a los proyectos de las multinacionales que destruyen el medio ambiente. Inspirados en la filosofía de Gandhi, sus principios se basan en la resistencia no violenta. Krishnammal Jagannathan y su esposo, Sankaralingam, apodados como “el alma de la India” han desarrollado programas de acción social desde los que han forzado a los terratenientes (mediante la negociación) a vender sus tierras a precios razonables. Desde 1981, se ha impulsando la autonomía de más de 13.000 familias de “dalit” (la casta más baja de la India) que han accedido a programas de microcréditos en el estado de Tamil Nadu y adquirido más de 5.000 hectáreas.
Reconocen el trabajo de personas comprometidas con la paz, los derechos humanos, la solución de conflictos, la protección del medio ambiente o la utilización sostenible de los recursos.Monika Hauser es una ginecóloga residente en Alemania y comprometida con las víctimas de los conflictos bélicos, creó la ONG Medica Mondiale, con sede en Colonia, tras la guerra de Bosnia de 1992. Junto a otros/as colegas, han ayudado a más de 70.000 mujeres y niñas violadas y traumatizadas en lugares como Kosovo, Congo, Liberia, Israel, Afganistán o la propia Bosnia. Para las víctimas reclaman reconocimiento social y compensaciones.
Asha Hagi, que fue propuesta en 2005 al premio Nobel de la paz, ha desempeñado un importante papel respecto a la participación de las mujeres en el proceso de paz de Somalia y en la defensa de sus derechos en un país azotado por la violencia y la anarquía. En 1992 creó una organización destinada a luchar contra la marginación, la violencia y la pobreza en sus comunidades. Durante las negociaciones de paz del año 2000, impulsó el denominado “Sexto clan” en el que las mujeres estuvieron representadas por primera vez en el Parlamento y que se añadió a los otros cinco clanes tradicionales, todos ellos masculinos.
Desde su programa “Democracy Now!”, la periodista Amy Goodman representa el periodismo político independiente desde un espacio que informa sobre los movimientos defensores de la democracia y los derechos humanos. Por ejemplo, fue el único medio de  comunicación que dio voz a quienes se oponían a la guerra de Irak en Estados Unidos. Actualmente continúa luchando contra el recorte de derechos civiles de la administración estadounidense desde el 11 de septiembre de 2001.
Cuatro mujeres de cinco galardonados, un porcentaje que revela una preocupación mayor por el género y las iniciativas de las mujeres que los Nobel oficiales. Felicidades.