.

Quién está en línea

Tenemos 120 lectores conectados
Internacional Tema 'Diario' de la guerra de Afganistán

'Diario' de la guerra de Afganistán

Escrito por Amy Goodman 06 Agosto 2010
( 6 Votos )
Imprimir
'Diario' de la guerra de Afganistán 4.3 out of 5 based on 6 votes.

El sitio web wikileaks.org lo hizo de nuevo. Acaba de publicar miles de documentos clasificados sobre la guerra de Estados Unidos en Afganistán. Los documentos representan un verdadero diario de guerra donde se detalla entre otras cosas, la matanza de civiles, entre ellos niños.
'Diario' de la guerra de Afganistán. Misión militar
WikiLeaks se ofrece como una plataforma segura a los informantes para que entreguen documentos, vídeos y otros materiales electrónicos, manteniendo su anonimato.
En marzo pasado, el sitio publicó un video filmado desde un helicóptero de combate estadounidense que sobrevolaba Bagdad, y expuso la matanza indiscriminada del ejército de al menos doce personas, dos de las cuales eran empleados de la agencia de noticia Reuters.
Recientemente, WikiLeaks, junto con tres socios de los medios hegemónicos -el New York Times, The Guardian de Londres y Der Spiegel de Alemania-, publicó 91.000 informes clasificados de las fuerzas armadas estadounidenses en Afganistán. Los informes, en su mayoría redactados por soldados en el campo de batalla inmediatamente después de acciones militares, representan un verdadero diario de guerra de 2004 a 2009, en el que se detallan desde la matanza de civiles, entre ellos niños, a la creciente fuerza de la insurgencia Talibán y el apoyo de Pakistán al ejército Talibán.
Después de que los documentos fueron publicados, Julian Assange, fundador y Editor Jefe de WikiLeaks, me comentó: “Las muertes de civiles suceden con frecuencia: una, dos, diez o veinte personas son asesinadas. Este hecho domina numéricamente la lista de acontecimientos. Todos los días tienen lugar una muerte tras otra, y eso no se detiene".
El Pentágono asegura que ha puesto en marcha una investigación penal para averiguar quién filtró los documentos a WikiLeaks. Pero eso no es lo que el Pentágono debería investigar.
Julian Assange me describió una masacre, que denominó “el My Lai polaco”. El 16 de agosto de 2007, soldados polacos regresaron a un pueblo donde esa mañana habían sufrido un ataque con bomba al borde de la carretera. Los polacos lanzaron morteros hacia el pueblo, que explotaron en una casa donde se celebraba una boda. Assange sospecha que los polacos, en venganza por el ataque con bomba, cometieron un crimen de guerra, que quedó oculto en el lenguaje burocrático del informe con estas palabras:
“Actual lista de bajas: 6x KIA (1 hombre, 4 mujeres, un bebé) 3x WIA (todas mujeres, una tenía 9 meses de embarazo).”
La sigla en inglés “KIA” significa “muerto en acción”, y las decenas de miles de informes clasificados tienen una gran cantidad de KIAs. Assange dice que hay 2.000 muertes civiles detalladas en los informes. Otros registros describen a la “Fuerza de Tarea Conjunta 373”, una unidad de asesinatos del Ejército de Estados Unidos que supuestamente captura o mata personas que se consideran que son miembros de los Talibanes o Al-Qaeda.
El gobierno de Obama está tratando de protegerse, y su respuesta ha sido confusa. El General James Jones, asesor de Seguridad Nacional, condenó la publicación de la información clasificada, diciendo que “podría poner en riesgo la vida de los estadounidenses y de nuestros socios, y amenazar nuestra seguridad nacional”. Al mismo tiempo, el secretario de prensa de la Casa Blanca, Robert Gibbs aseguró que no había "nada especialmente revelador en estos documentos”.
'Diario' de la guerra de AfganistánLos documentos representan un verdadero diario de guerra donde se detalla entre otras cosas, la matanza de civiles, entre ellos niños.
Esta filtración histórica de información no representa una amenaza para las vidas de los soldados estadounidenses que están en la guerra -como intentan hacernos creer-, sino para la política que pone a esas vidas en riesgo. El escaso apoyo público que ya tiene la operación militar en Afganistán y la filtración de estos informes, fortalecerá la idea de poner fin a esta guerra.
“He esperado esto durante mucho tiempo”, escribió en tweetter Daniel Ellsberg, el informador más famoso de Estados Unidos. Este ex analista militar fue quien filtró documentos del Pentágono en 1971 (miles de páginas) de un estudio altamente confidencial del gobierno que revelaba la historia secreta de la Guerra de Vietnam. Muchos consideran que la acción de Ellsberg contribuyó al fin de la Guerra de Vietnam. El propio Daniel Ellsberg me comentaba esta semana que estaba muy impresionado por esta publicación [de WikiLeaks]: "Es la primera vez en 39 años, -desde que entregué los documentos del Pentágono al Senado-, que se hacen públicos archivos de ese nivel. ¿Cuántas veces en todos estos años se deberían haber publicado miles de páginas que demostraran cómo nos mintieron para entrar en guerra con Irak, al igual que pasó en Vietnam, y que mostrarán la realidad de la guerra en Afganistán?”
Los abogados de Assange, fundador de WikiLeaks, le aconsejaron que no viajara a Estados Unidos.
Recientemente, agentes de seguridad nacional fueron a una conferencia de hackers en Nueva York, en la que Assange tenía programado hablar. Assange canceló su participación y dijo que el gobierno de Obama había intentado que el gobierno de Australia lo arrestara. Tuve la oportunidad de hablar con Assange desde Londres después de la publicación de los documentos y me dijo: “No somos pacifistas. Somos activistas a favor de la transparencia. Entendemos que de un gobierno transparente surge un gobierno justo. Este es el modus operandi que rige todo el trabajo de nuestra organización: hacer pública la información oculta, de manera que la prensa, la población y nuestros políticos, puedan trabajar a partir de esa información para lograr mejores resultados”.
El Pentágono asegura que ha puesto en marcha una investigación penal para averiguar quién filtró los documentos a WikiLeaks. Pero eso no es lo que el Pentágono debería investigar. La pregunta que plantea Assange, es “¿por qué se anuncia una investigación de la fuente, antes de anunciar una investigación de la conducta potencialmente criminal que se revela en este material?”. Δ

Amy Goodman es una famosa periodista norteamericana que conduce el noticiario internacional Democracy Now que se emite diariamente en más de 550 emisoras de radio y televisión en inglés y en más de 250 en español. Es co-autora del libro "Los que luchan contra el sistema: Héroes ordinarios en tiempos extraordinarios en Estados Unidos", editado por Le Monde Diplomatique Cono Sur. Denis Moynihan colaboró en la producción periodística de esta columna.


 

Escribir un comentario

Los comentarios por parte de visitantes y usuarios registrados quedarán pendientes de aprobación, y será sometido a un importante filtrado.
No se permiten comentarios subidos de tono.
No se permiten comentarios que hagan alusión a contenido adulto.
No se permiten comentarios que insulten o agredan verbalmente a cualquier otro usuario, persona o empresa, escritos de forma incorrecta, en mayúsculas, sin tildes o al estilo SMS.
Los comentarios deberán hacerse en el lugar apropiado y tratando el tema adecuado.
Todos los comentarios que no cumplan estos requisitos serán directamente eliminados.


Código de seguridad
Refrescar